Cómo controlar tus gastos

con No hay comentarios


Gastar en exceso es un mal muy común en la actualidad
, no hay cultura ahorrativa que detenga a las personas de consumir irresponsablemente el crédito rápido sin documentación que tanto les costó conseguir, y la publicidad persuade a las personas de gastar hoy sin pensar mucho en el mañana.

Controlar los gastos te ahorrará penurias e inconvenientes financieros a nivel personal y familiar, es una obligación que tienes contigo mismo y los que cuentan contigo. No te preocupes mucho si no sabes cómo empezar, en las siguientes líneas encontrarás información que te será útil.

Da prioridad

No todo tiene que ser adquirido al mismo tiempo, identifica las compras más urgentes y dales prioridad sobre las otras al momento de ir al mercado. Si te queda una buena cantidad de dinero después de atender las prioridades, puede también hacer las compras menos urgentes, mas no gastes todo tu capital en ello.

Tus gastos pueden aumentar notablemente por concepto de compras compulsivas, aquellas adquisiciones que no obedecen a una necesidad auténtica, sino a otros factores. El dinero usado en compras compulsivas es dinero ausente en instancias más importantes en las cuales desearás contar con más capital del que tendrás en realidad. Esto ocurre generalmente, y las consecuencias de ello son tanto leves como graves.

Distribuye tus compras para no agotar prematuramente tu paga, adquiere algunos artículos hoy y los demás la semana siguiente o en unos 14 días. Planifica tu estrategia de manera que tu casa no esté falta de ningún producto o para que lo esté por poco tiempo y su ausencia no se perciba.

Lleva cuenta

No olvides llevar cuenta de lo gastado o de lo que puedes gastar, es muy importante que no dejes de hacer cálculos mentales sobre el precio de los artículos que llevarás a la caja registradora, cálculos que deben ser realizados también si comprarás en distintos establecimientos. Calcular los gastos te ayudará a establecer un límite que te evite caer en una situación difícil.

Puedes agotar tus fondos fácilmente si no llevas cuenta de tus compras, algo que sucede con mucha frecuencia en las temporadas de rebajas especiales como Navidad, Black Friday, Cyber Monday, y otras. Si no tienes opciones de dinero rápido a tu alcance, el frenesí consumista acarreará consecuencias gravesque pueden durar bastante tiempo. 

Usa una libreta para anotar tus gastos y tener control sobre el dinero saliente. Una calculadora de bolsillo puede ser un recurso bastante útil para ti si te es difícil el manejo de cifras y sumar de manera consecutiva.

Deja un comentario