Cómo proteger la reputación online en social media

con No hay comentarios

Uno de los principales retos de un profesional del marketing online especializado en social media es ser capaz de abordar los cambios que se producen a toda velocidad en su medio de trabajo, que es internet y, más específicamente, las comunidades virtuales.

¿Qué es una comunidad virtual? En esencia, cualquier comunidad de personas pero adaptada a internet, a interfaces resultantes de la era de la Web 2.0 que permiten a los usuarios emitir juicios, votos, opiniones y críticas tanto a una empresa como a otros usuarios, generándose así interminables debates simultáneos que crean un ruido constante en la red y que, en consecuencia, dispersan de manera inmediata la información.

Dicho de otro modo, el medio social es útil y al mismo tiempo peligroso porque es muy fácil difundir cualquier tipo de contenido e información con independencia de la veracidad del mismo.

Por eso, una persona que se haya especializado en la redacción de un blog corporativo, en la gestión de las redes sociales más populares o en convertirse en la voz de un negocio, y por lo tanto en el enlace entre dicho negocio y sus usuarios, sabe perfectamente que lo más importante de todo, lo que hay que cuidar y proteger contra viento y marea, es la reputación online.

Este aspecto vital de una marca con presencia online se construye de muchas maneras posibles. Una de las más importantes es la visibilidad, que se obtiene mediante un buen outsourcing de marketing digital que incluya campañas SEO, campañas SEM, marketing de contenidos y, por supuesto, el social media, que es algo así como el núcleo que une todo lo demás.

Sin embargo, la visibilidad, y por lo tanto la captación de usuarios que podrían convertirse en clientes, entraña el riesgo anteriormente mencionado, el de la difusión de información falsa o destructiva sobre la empresa.

Por eso, una persona que se dedique al social media tiene que disponer siempre de un plan de emergencias tanto esperables como inesperadas, para, de ese modo, ser capaz de actuar sobre la marcha. De esa forma se evita que la reputación online se dañe más.

Deja un comentario