Es momento de cambiar el sofá

con No hay comentarios

Hace tiempo que nos ronda la idea de cambiar el sofá del salón, con el paso de los años y el uso continuado al que está expuesto, máxime si hay niños pequeños en casa, comienza a presentar un aspecto poco o nada atractivo, dando al salón cierto aire descuidado. 

Por mucho que nos esforcemos en poner fundas para esconder los signos de su decadencia, no conseguimos el efecto deseado. Y, ya no solo es cuestión de que se muestre ajado, sino que su estilo deja mucho que desear, en la mayoría de las ocasiones, resulta bastante anticuado y poco práctico. 

Cuando ojeamos revistas de decoración y aparecen ante nuestros ojos esos sofás que, poco o nada, tienen que ver con el nuestro, nos entran unas ganas cada vez más difíciles de controlar, de ponernos en contacto con alguna organización que se ocupa de retirar mobiliario o bien, venderlo en alguna de las muchas tiendas que hay de compra y venta de muebles de segunda mano. 

Si nuestra situación económica, no nos permite ahorrar mes a mes, siempre tenemos el recurso de solicitar unos créditos online. Estos créditos o préstamos rápidos están indicados cuando necesitamos una pequeña cantidad de dinero para financiar la compra de mobiliario, electrónica, unas mini vacaciones, pequeñas reformas o reparaciones etc.

Las estadísticas cantan y, cada vez es mayor, el número de usuarios que recurren a los préstamos rápidos para conseguir la financiación que necesitan para cubrir un gasto extra o un gasto inesperado. Al tratarse de pequeñas cantidades de dinero, estaríamos hablando entorno a los 1000 € como máximo y a devolver en cortos periodos de tiempo, el coste estimado no es alto. Es más, a título informativo, hay algunos prestamistas que ofrecen el primer préstamo gratis, es decir, solo devolveríamos la cantidad solicitada, sin intereses, ni comisiones.

Hay una forma sencilla de saber qué entidad financiera ofrece el primer préstamo gratis y, no es otra, que entrando en un comparador de créditos urgentes y hacer una búsqueda; a continuación, una amplia y variada selección de prestamistas nos mostraran las características, condiciones, promociones y cantidad de dinero máxima y mínima que ofrecen a los clientes. 

De esta manera, seleccionamos el que mejor se adapte a nuestra situación económica y, una vez que comprobemos nuestras posibilidades de devolución, no tenemos más que comenzar a rellenar los datos de la solicitud. En poco tiempo, obtendremos una respuesta afirmativa o negativa. Y, en caso de ser aceptado, es cuestión de 24 o 48 horas que tengamos el efectivo disponible en nuestra cuenta corriente.

Ahora solo nos queda elegir el sofá y disfrutar con la adquisición.

Deja un comentario